Rascacielos: Un homenaje al cine de acción

Rascacielos: Un homenaje al cine de acción

Bienvenidos al Nakatomi Plaz-, disculpas, a La Perla: un rascacielos de 1,100 metros de altura. El escenario ideal para homenajear a los grandes films de acción de los 80s y 90s de la mano de una de las nuevas leyendas del género: Dwayne “La Roca” Johnson. Porque Rascacielos: Rescate en las Alturas no es una película hecha para que nos sentemos a filosofar sobre las implicancias psicológicas de una toma de rehenes o sobre lo que nos produce el vértigo como seres humanos. Es una película que llega para hacernos recordar a Paul Newman, Steve McQueen, Bruce Willis y a todo el género cinematográfico de cuál ellos son leyendas indiscutidas.

La Roca encarnará a Will Sawyer, un ex líder de equipo de recuperación de rehenes del FBI a quien su última misión lo dejó sin una pierna y ahora se dedica a ser asesor de seguridad. Su último trabajo es analizar la gigantesca torre a la cual hace referencia el título de la película. Junto a él se encuentran su esposa Sarah -Neve Campbell- con sus dos hijos, quienes viven en el mismo monumental edificio. Con estos ingredientes dados el resto de la trama no trae sorpresas: llegan los malos y se genera una situación de rehenes. Pero donde John MacClane tuvo el apoyo de la policía -aunque haya sido en muchos casos únicamente apoyo moral-, Sawyer tendrá que enfrentarse a todos él solo y escalar la torre de más de 1 kilómetro de altura para alcanzar a su familia y vencer a los malos. Una trama directa que sirve como trampolín para impulsarnos a una lluvia de acción donde podremos ver cómo la leyenda de la lucha libre pone a prueba su físico para llegar -literalmente- a lo más alto.

Dirigida por Rawson Thurber, quien nos tiene más acostumbrados a las risas que al vértigo con su trabajo en Pelotas en Juego y ¿Quién *&$%! son los Miller?. La película comienza a tomar ritmo y no se detiene hasta su climático final. Una propuesta que promete adrenalina y diversión y cumple con creces.

Promociones destacadas